Foto 1 de 9   |

SWAT

Ficha de SWAT

en adopción
  • Nombre: SWAT
  • Clase Perro
  • Desde 30-8-2020
  • Sexo Macho 
  • Edad 4 años y 2 meses 
  • fecha de nacimiento 9/2016 
  • Raza Única 
  • Tamaño Grande 
  • Localidad Lleida  (Lleida)
  • ID 1546 

Descripción

Swat y las dos versiones del ser humano
Para Swat las manos significaban dolor, daño, herida... por eso todavía desconfía un poco si no conoce a la persona. Pero desde que está en la protectora para Swat el concepto mano ha cambiado y ahora en su definición entran palabras como amor, caricias, cuidados.
Su historia no deja indiferente, y se añade a esas historias en las que ojalá el Karma actúe...
Swat estuvo en una casa. Una casa llena de desalmadas personas que su único entretenimiento y disfrute era el de pegar a Swat, una y otra vez. Una casa en la que Swat era tratado peor que la basura, porque sí.
Esta situación no pasaba desapercibida ante los ojos de los vecinos, aunque el tiempo pasaba y nada cambiaba. Un día, uno de ellos cogió a Swat, con la idea de que dejara de ser maltratado. Lo acogió, y lo ató.
Recordar que el tener atado a un animal durante la mayor parte del día, privandole de su libertad de movimiento, está penalizado por ley. Otra forma de maltrato injustificado y gratuito que por desgracia todavía sufren muchos animales.
Con todo lo que había sufrido Swat, ahora se encontraba atado, esperando que el siguiente día no fuera el final. O quizás sí… porque para qué vivir así.
Swat fue traído al refugio sedado. Tenía pánico a las personas, se mostraba temeroso y desconfiado. Lo último que imaginaba Swat era que le íbamos a ofrecer cobijo, agua, alimento y cariño.
Poco a poco se ha ido volviendo más sociable, tanto con los demás compis como con las personas, hasta el punto en el que ahora pide cariñitos como cualquier otro peludete, aunque todavía tiene un puntillo de desconfianza, sólo se fía por completo de un voluntario que es con el que sale a pasear y va confiando en los que ve con frecuencia.
A Swat le asustan los movimientos bruscos, y el que le quiten la comida… Cualquiera se fia después de todo lo que lleva a sus espaldas. Comportamientos que tratándolo de la manera adecuada tienen solución.
Swat, a pesar de haber servido de sparring para unos desalmados, ha comenzado a confiar en el ser humano. Ahora es nuestro turno, el turno de demostrarle que no se va a arrepentir de esa confianza.
Aquí puedes ver un poquito en un video como es Swat: https://youtu.be/ONJtw9nYmJQ
Swat tiene Leishmania, está tomando el tratamiento y particularmente, no sé si será porque ya me conoce o porque se encuentra mejor, yo le veo más cariñosón.
Se habla del respeto hacia los animales pero Swat, sin haberlo aprendido por la situación que vivió, supo respetarme. Me dio tiempo para conocerle y cuando estuve preparada se acercó, ahora pide que le de salchichas directamente de mi mano y que le acaricie. Los dos necesitábamos tiempo, él supo dármelo y sin darme cuenta se ha convertido en uno de esos perritos que te marcan, que piensas en ellos cuando no estás en la prote y que buscas nada más entrar para ver cómo se encuentran.

Video: SWAT, UNA VIDA DE MALTRATOS

https://www.youtube.com/watch?v=ONJtw9nYmJQ
Ha tenido que pasar un año hasta que os hemos podido presentar a Swat. Su historia no deja indiferente, y se añade a esas historias en las que ojalá el Karma actúe y haga con esas personas lo que ellos hicieron con Swat.

Contactar por SWAT

Solicitud de contacto para SWAT

Ingrese el contenido de la imagen